miércoles, 8 de diciembre de 2010

ABC de la reforma a la salud


La iniciativa sufrió modificaciones tanto en el Senado como en la Cámara, lo que obliga al ajuste del texto final antes de pasar a sanción presidencial.

BRINDARLE A los colombianos un sistema de salud con calidad, equitativo y sostenible financieramente es el principal objetivo el proyecto de ley ordinario de de reforma a la salud aprobado la víspera por el Congreso, sostuvo ayer el ministro de la Protección Social, Mauricio Santamaría.

La iniciativa sufrió modificaciones tanto en el Senado como en la Cámara, lo que obliga a la conciliación de textos la próxima semana.

El funcionario se declaró complacido con el apoyo y el compromiso que los congresistas tuvieron para sacar adelante esta importante iniciativa, que seguramente mejorará la calidad en la atención de servicios de salud para todos los colombianos.

Santa María explicó que “la reforma tiene muchos aciertos. Por ejemplo, propende por la calidad de los servicios, le asegura recursos al sistema de alrededor de 3 billones de pesos anuales, y fortalece la red hospitalaria pública, entre otras”.

En la Ley se incluyeron temas muy importantes como: recursos para atención primaria en salud y para hacer promoción de la salud y prevención de la enfermedad en todo el país, la creación del Fondo de garantía para Hospitales Públicos, nuevos recursos para aseguramiento y el perfeccionamiento de los giros directos, entre otros.

Sin embargo, algunos comentaristas consideraron que Santamaría sufrió dos derrotas en las sesiones plenarias de Senado y Cámara; en el primer caso, con el voto negativo al artículo 43, que pretendía asignar el 3 por ciento de los recursos del sistema general de participaciones para la financiación de la red hospitalaria pública; en el segundo, por el triunfo de una proposición del representante Simón Gaviria, del Partido Liberal, que buscaba eliminar la integración vertical de las Entidades Prestadoras de Salud (EPS), a lo que el ministro Santamaría se opuso.

Según Santamaría, el proyecto estableció una serie de obligaciones a la Nación, las cajas de compensación y las EPS que van a dejar desfinanciado el sistema, que tendrá problemas por 600 mil millones de pesos en 4 años.

Servicio

El proyecto tiene disposiciones como la llamada portabilidad, que permite al afiliado al sistema a recibir atención en cualquier parte del territorio nacional y que debe estar en funcionamiento al comenzar el año 2013.

Obliga al ministerio de la Protección Social a elaborar un Plan Decenal de Salud Pública a través de un proceso amplio de participación social y en el marco de la estrategia de atención primaria en salud, en el cual deben confluir las políticas sectoriales para mejorar el estado de salud de la población, incluyendo la salud mental.

Dicho plan definirá los objetivos, las metas, las acciones, los recursos, los responsables sectoriales, los indicadores de seguimiento, y los mecanismos de evaluación del Plan. El primero de ellos debe comenzar en el año 2012.

Establece acciones de salud pública, atención primaria en salud y promoción y prevención. En cuanto a la primaria, crea el Sistema Único de Atención Primaria de Salud Integral que estará constituido por tres componentes integrados e interdependientes: los servicios de salud, la acción intersectorial/transectorial por la salud, y la participación social, comunitaria y ciudadana.

Se define como la estrategia de coordinación intersectorial que permite la atención integral e integrada, desde la salud pública, la promoción de la salud, la prevención de la enfermedad, el diagnóstico, el tratamiento, la rehabilitación del paciente en todos los niveles de complejidad a fin de garantizar un mayor nivel de bienestar en los usuarios.

Crea un sistema de atención preferente y diferencial para la infancia y la adolescencia y además ordena la atención completa y gratuita para las mujeres víctimas de la violencia.

Una de las novedades del proyecto es el establecimiento de los planes voluntarios de salud, que pueden incluir coberturas asistenciales relacionadas con los servicios de salud.

Serán contratados voluntariamente y financiados en su totalidad por el afiliado o las empresas que lo establezcan con recursos distintos a las cotizaciones obligatorias o el subsidio a la cotización.

La adquisición y permanencia de un Plan implica la afiliación previa y la continuidad mediante el pago de la cotización al régimen contributivo del Sistema General de Seguridad Social en Salud.

Tales planes pueden ser de atención complementaria al POS, de medicina prepagada, de atención prehospitalaria o servicios de ambulancia prepagada, emitidos por entidades de medicina prepagada.
La aprobación de tales planes voluntarios estará a cargo de la Superintendencia Nacional de Salud.